Trastorno de asperger: Los 10 principales síntomas en niños

El trastorno de asperger se considera como una variante de autismo, que afecta más a menudo a los niños que las niñas, entre los 7 y los 16 años de edad.

Los niños que poseen esta condición, generalmente poseen baja capacidad de interacción social, falta de coordinación motora y comportamientos diferenciados.

Las causas de la síndrome de asperger habitualmente son genéticas. Normalmente, el padre padece de esta patología o hay casos de autismo en familiares cercanos.

Algunos síntomas del trastorno de asperger en niños:

http://muysaludable.sanitas.es/wp-content/uploads/2018/01/17_-Qu%C3%A9-es-el-S%C3%ADndrome-de-Asperger-2.jpg

  1. Tienen que alejarse de los otros niños, prefiriendo jugar solos o con adultos.
  2. Preferen interactuar con adultos o solamente con personas con quienes tienen un mayor vínculo afectivo.
  1. Generalmente no les gustan las fiestas o los acontecimientos sociales, y tienden a evitar situaciones que la mayoría de los niños consideran agradables, como los juegos colectivos, vigorosos o con agitación excesiva.
  2. Desarrollan muchos rituales, que recuerdan el trastorno obsesivo-compulsivo (TOC), presentando una fuerte reacción emocional cuando no les es posible completarlos.
  3. Representan hablar, bromas y comportamiento repetitivo. Pueden siempre querer usar la misma ropa, comer las mismas cosas, ir a los mismos lugares o jugar los mismos juegos o con los mismos juguetes.
  4. Pueden presentar interés en otras cosas inusuales para un niño, por ejemplo: postes de iluminación, exprimidores de frutas, etiquetas de ropa, tipos de perfumes, cinta adhesiva.
  5. No preguntan cosas sobre las personas y sus opiniones.
  6. Memoria a largo plazo para hechos asombrosos; (generalmente aprenden rápido y muy temprano el alfabeto, los colores, formas geométricas y una cantidad mucho mayor que la esperada para la edad de nombres de objetos, personajes y otras cosas, siendo común observar un vocabulario bastante desarrollado, cuando no sofisticado, en niños con Asperger).
  7. Tienen una excelente percepción visual.
  8. Son críticas, rígidamente perfeccionistas y tienen dificultad en dividir juguetes.

Por presentar patrones de comportamiento y problemas que difieren mucho de niño a niño, no existe un régimen de tratamiento único para el trastorno de asperger, que puede ser tratado con medicamentos y terapias educativas o psicológicas.

Cómo descubrir el reumatismo en niños

El reumatismo es un término utilizado para hablar de diversas enfermedades que provocan síntomas en los músculos, tendones, ligamentos, huesos y articulaciones del cuerpo, generalmente en ancianos y personas en la mediana edad, sin embargo, la enfermedad también puede afectar niños.

Con la enfermedad, odo el cuerpo puede ser afectado, lo que incluye el cerebro, los riñones y el corazón. Entre los problemas más comunes están la artrosis y la artritis reumatoide.

El dolor es el principal síntoma del reumatismo

descargavc

Los síntomas del reumatismo pueden entorpecer al paciente, en la práctica de ejercicios físicos y en otras actividades rutinarias, como jugar y en el colégio.

Según profesionales especialistas en reumatología, demás del dolor, es posible presentar hinchazón de las articulaciones, endurecimiento de la articulación en el período de la mañana y síntomas generales, como fiebre, pérdida de peso y cansancio,

Durante una consulta, es necesario que el especialista en reumatología evalúe la causa del dolor para ofrecer el tratamiento más adecuado, ya que el dolor presente en el reumatismo también es síntoma de otros problemas articulares y óseos. En las enfermedades reumáticas, los dolores no tienen origen traumático, o sea, no son resultado de golpes o accidentes, ni de esfuerzo repetitivo.

Antinflamatorios y fisioterapia forman parte del tratamiento del reumatismo

El dolor puede ser minimizado sobre la base de un tratamiento multidisciplinario que engloba la educación del paciente con relación a la enfermedad, tratamientos de rehabilitación, como fisioterapia y tratamientos no medicamentosos para control de dolor, como acupuntura.

Las medicaciones específicas para los síntomas, como los antinflamatorios, también se pueden prescribir, según el caso. Si no se diagnostican y se tratan adecuadamente, las enfermedades reumáticas pueden generar complicaciones, especialmente en los pacientes con cuadros más graves, comprometiendo órganos importantes y ofreciendo riesgo de muerte, como las vasculitis y el lupus.