La kinesiología para enfermedades respiratorias en niños

fisioterapia-respiratoriaDurante el invierno el frío, los cambios de temperatura y la humedad influyen en la propagación de enfermedades respiratorias, afectando principalmente a los niños de la casa.  Una enfermedad que compromete las vías respiratorias es molesta y peligrosa para cualquier niño e incluso para los padres, para muchos significan largas horas de espera en Urgencia, del hospital de su comuna.

Para las enfermedades respiratorias existe la Kinesiterapia,  que corresponde a una serie de maniobras destinadas  a eliminar las secreciones en la parte por donde fluye el aire en dirección a los pulmones y así aumentar la capacidad pulmonar del niño.

¿En qué consiste la Kinesiterapia?

Se comienza con maniobras con las manos, como vibraciones y presiones hechas sobre el tórax, lo que se busca es hacer un drenaje bronquial.Para esto, se necesita que el niño haga unos ejercicios voluntarios, como respirar por la boca y toser.  En los menores de un año es más difícil recibir respuestas voluntarias, por lo que en estos casos se deben hacer otros tipos de ejercicios, como el cambio de posición del bebé.

Dentro de las enfermedades más comunes que derivan a esta terapia son, la Bronquitis Obstructiva, Neumonías y Atelectacias (estado de colapso y falta de aire en una zona o todo el pulmón). También se debe recurrir  a esta terapia cuando una persona no es capaz de ventilar el pulmón de forma adecuada por sí solo.

Duración de la terapia

El tiempo dependerá principalmente del paciente, una terapia de kinesiterapia puede durar en promedio entre 3 a 15 sesiones , con un tiempo de 15 a 20 minutos cada una.

Por lo general, los niños son los que utilizan esta terapia, por lo que la mayoría de los menores asocian este método con una agresión , debido a que varios de ellos terminan llorando luego de las sesiones. Pero tranquilos, el llanto es parte de la terapia, por lo que no es peor o mejor que lo haga.

En qué consiste la kinesioterapia respiratoria infantil

kinesiologia_infantilEvitar malos ratos a los pequeños es una preocupación constante de los padres, para prevenir futuras complicaciones respiratorias y permitir la entrega adecuada de oxígeno a los sistemas del cuerpo, la kinesioterapia respiratoria infantil es la opción ideal para los reyes de la casa.

De acuerdo a la Revista Carrusel, este procedimiento consta de diversas técnicas y maniobras que se basan en reconocer el funcionamiento del aparato respiratorio y lograr una mejor ventilación pulmonar. Puede complementar perfectamente cualquier tratamiento médico del menor, relacionado a patologías respiratorias.

La kinesiterapia respiratoria tiene como objetivo fundamental es prevenir, tratar o revertir la disfunción pulmonar, de esta manera se evita el deterioro en el transporte de oxígeno y se reducen las opciones de requerir una intervención invasiva.

Las patologías más recurrentes que requieren tratarse con kinesiterapia respiratoria infantil son:

  • Síndrome bronquial obstructivo (SBO)
  • Bronquitis
  • Neumonías
  • Bronconeumonias
  • Bronquiectasias
  • Asma
  • Atelectasia

Técnicas empleadas en la kinesiterapia respiratoria

Los kinesiólogos utilizan diversas técnicas para llevar a cabo este tipo de procedimientos y al tratarse de pequeños, cuyo cuerpo es frágil, se requiere que sean tratados de acuerdo a su estructura.

Para ello, el profesional utiliza algunas maniobras manuales tales como:

  • Presiones torácicas
  • Descompresiones
  • Vibraciones
  • Vibropresiones
  • Shaking
  • Bloqueos de ciertos segmentos pulmonares
  • Tos asistida o estimulada
  • Cambios de posiciones para favorecer la ventilación en ciertos segmentos pulmonares

Algunos de los beneficios de los niños con la kinesioterapia respiratoria son que respirará sin dificultad lo cual mejorará consideráblemente su estilo de vida, dormirá más tranquilo permitiendo que descanse debidamente y se alimentará de la manera adecuada ya que no tendrá molestias físicas que interfieran con su estado de ánimo.