Cómo sacar los hijos del internet

Algunas generaciones sufrieron con las reclamaciones de salir para jugar en la calle y volver todo sucio a casa. Un poco más adelante en la infancia de mucho de nosotros, la queja de los padres era que vivíamos frente a la TV. nina 3

En estos días actuales, nuestros hijos han encontrado un nuevo vicio para pasar el tiempo: smartphones, notebook, tablet y cualquier dispositivo que tenga acceso a internet.

Todo ese entretenimiento tecnológico viene compitiendo con la vida real de una forma injusta. Después de todo, sabemos que es difícil sacar a los pequeños del frente de esos aparatos y estimularlos a vivir la vida real.

Echa un vistazo a estos consejos que te ayudarán a sacar los pequeños del internet: 

Sugiera juegos sin conexión

Regala a su hijo un juego de mesa o un rompecabezas, ayuda el pequeño a crear un nuevo juego y juega con él. Todo eso además de ser entretenido, hará con que ustedes pasen tiempo de calidad juntos.

Si no funciona, también puedes optar por actividades al aire libre y deportes como un juego de baloncesto, por ejemplo.

Tenga libros físicos

De acuerdo con un reciente estudio de la Universidad de Harvard, gadgets para leer cómo el Kindle o las tabletas pueden afectar el sueño, incluso de adultos. Siempre es bueno tener varias opciones de libros para leer con los pequeños.

Es muy importante estimular la lectura desde temprana edad y percibir los gustos literarios del pequeño también es una manera de conocer su personalidad.

Distracciones

Si usted ve que su hijo se está más ansioso sin la tecnología, estimule conversaciones sobre música, deportes o películas educativas sobre temas que los interesan, alejados del notebook, por supuesto.

Si todo sale mal, desconecta el WiFi

Sí, la medida es extrema. Pero ver por el lado bueno, con el WiFi desconectado ellos mismos van a encontrar otra manera de distraerse usando la creatividad.

Bebés: sepa más sobre la intensidad de luz recomendada

La intensidad de luz recomendada para la habitación del bebé es un tema que causa mucha dudas en las mamas.

Actualmente, investigaciones demuestran que la exposición a la luz artificial por la noche no es buena para la salud, sea directa por medio de aparatos LED, entre otras. bebé

La presencia de luz en la noche perjudica la calidad del sueño y afecta el funcionamiento de nuestro reloj biológico interno.

La presencia o no de luz señala a nuestro cuerpo que es hora de dormir o de despertar.

Dormir bien

Para descansar y tener buenas horas de sueño, el ambiente debe estar oscuro, tan oscuro que no se pueda ver la mano en el frente. Cuando pensamos en la habitación del bebé, sabemos que s una luz para cambiar el pañal en medio de la noche es necesaria.

La recomendación es que esa luz debe ser bajita, o sea, nada de un LED potente. Además, el ideal es apagar esa luz siempre cuando los padres no estén presentes en la habitación del bebé.

Según una publicación de la Harvard Medical School, de mayo de 2012, la luz de cualquier color afecta la producción de melatonina y obstaculizará nuestro sueño. El estudio también comparó 6.5 horas de exposición a la luz azul y la luz verde de las mismas intensidades y concluyó que la luz azul es capaz de suprimir dos veces más la producción de melatonina que la luz verde.

La conclusión de estas investigaciones mostró que el mejor color, la que menos afecta nuestro reloj biológico y la que menos interfiere en la producción de nuestra hormona de sueño, es el color rojo.

Ahora, aprovecha que sabes un poco más sobre la luminosidad recomendada para nuestra salud y haz del ambiente de sueño de tu hijo un rincón acogedor para que tenga noches de sueños mejores y más tranquilas.

Cómo mejorar el sueño de niños autistas

Es sabido por la ciencia que la persona autista duerme menos que las demás. Lo que es relativamente normal en la vida de los adultos, también es habitual en la rutina de los niños.

Los motivos

sueno 3

1.Exceso de estímulos

Esto sucede por algunos factores, responsables de una noche completamente agitada y un cotidiano con total irritación a los pequeños. Una de las razones para ello es la dificultad que el niño autista tiene en la concentración a un solo estímulo. A menudo, la propia decoración de una cama americana o de la habitación puede contribuir a este cuadro.

Pero no es sólo eso, ya que los ruidos venidos de fuera e incluso de dentro de casa sirven como inducción para esa situación. La información sensorial les proporciona una enorme cantidad de estímulos, lo que lleva a los pequeños a tener dificultades para procesar todo y agitarse.

2. Dificultad para diferenciar lo claro y lo oscuro

Otro factor que influye en el sueño de los niños autistas es justamente el hecho de que parte de ellos presentan dificultad para diferenciar lo claro y lo oscuro. Esta condición ocurre debido a la falta de percepción de la luz por el propio organismo, que a su vez tiende a producir menos melatonina, un neurotransmisor cerebral que ejerce influencia sobre el sueño.

¿Qué hacer para mejor el sueño del niño autista?

En primer lugar, se debe buscar ayuda profesional para que haya la intervención necesaria en la vida del niño. Sin embargo, hay algunas sugerencias que harán esa tarea más simple para los padres de niños autistas.

  • Trate de dejar la habitación del niño menos decorada posible. Una cama americana simple, un ambiente más neutro en colores y objetos, tiende a no estimular tanto el pequeño durante la noche;
  • Evite los ruidos internos y externos;
  • Deje el lugar más oscuro posible, para que su hijo pueda descansar;
  • Alimentos como café, chocolate y té son estimulantes y deben evitarse para que el niño tenga un sueño más tranquilo;
  • Los ejercicios que estimulan la actividad física son excelentes, sobre todo durante la tarde. Así, el niño puede incluso dormir mejor durante la noche;
  • Uso de una medicación que realmente funcione para el caso presentado por el niño (sólo bajo orientación médica);
  • Evite dormir en la misma habitación que el niño, recuerde que cuanto menos estímulos haya, mejor será.

Es aconsejable que los padres observen atentos algunos síntomas y comportamientos presentados durante la noche (que dejan los pequeños agitados). La convulsión y la epilepsia también pueden se manifiestan por la noche, por eso, todo cuidado debe ser tomado.

Niños de 3-15 años: soluciones para problemas del sueño

No importa cuanto crezcan y cambien de colchones o camas. Existen niños que siempre presentan dificultad para dormir. Conoce los problemas más frecuentes y posibles soluciones que te ayudaran a superar ese obstáculo.  dormir mall

3-10 años

Es en esta fase que dejan de dormir la siesta, pero deben pasar 12 horas seguidas a dormir. Aparecen los trastornos del sueño que pueden perturbar momentáneamente el descanso nocturno.

Pesadillas, sonambulismo, terrores nocturnos, apnea

Las pesadillas son normales y se recuerdan al día siguiente. Deben ser explicados a los niños para que distingan entre lo real y lo imaginario. Los terrores nocturnos, por otro lado, la dejan completamente inconsolables, a veces a los gritos.

Cuanto más se intenta consolar, más la crisis se prolonga. Se trata de un despertar anormal en la fase del sueño profundo. Por eso al día siguiente, no recuerdan nada.

No quieren dormir solos

Es importante definir los límites y las rutinas al acostarse: vestir el pijama, lavar los dientes, mantener poca luz en la habitación o leer una historia, decir buenas noches y salir. Dejarlos dormir en la cama de los padres, no es recomendable.

10-16 años

A partir de este grupo de edad comienzan a querer acostarse más tarde. Las nuevas tecnologías, en general, son el mayor enemigo de un sueño perfecto. Los adolescentes debían dormir de ocho a nueve horas diarias. Si en el bebé se ha acostumbrado a dormir tarde, probablemente puede ser un adolescente con dificultad para dormir en las horas indicadas.

Jugar en la computadora

Incluso a esta edad, no deben tener computadoras o consolas en la habitación, ni tampoco libre acceso a estos aparatos. Ellos perturban el sueño y dificultan el adormecimiento.

Ver la televisión por la noche 

Jugar o ver la televisión a la hora de dormir, excita, activa atención y facilita la privación del sueño. Por eso, no lo deben hacer en los colchones de su cama, siempre afuera de la habitación.

Enviar mensajes y “chatear” hasta dormirse

Los padres tienen que imponer límites en el uso del celular. Una medida extrema será retirarles el aparato cuando llegué la hora de dormir.

Salidas de noche

Establecer una hora no muy tardía para llegar a casa después de una salida nocturna. Al contrario de lo que pensamos, no es durmiendo más al fin de semana que se compensa la falta de sueño.

Niños compartiendo dormitorio: problemas y soluciones

A veces, dividir el dormitorio entre hermanos es una opción, otras veces es una necesidad. Después de todo, no toda casa tiene un dormitorio para cada niño.

Little boy and girl listening to music together

Pero sea por opción o necesidad, pueden surgir problemas. Descubra cómo compartir una habitación puede transformase en una gran experiencia para todos.

1 – La hora de dormir

Si sus hijos son de diferentes edades, no debes forzar para que el niño mayor vaya a la cama al mismo tiempo que su hermano menor. Acuerda que los niños deben tener la posibilidad de ir a la cama a la hora apropiada. De lo contrario, los niños mayores quedarán resentidos.

La solución: colocar al niño más joven para dormir y dejar que el hijo mayor tenga su propia hora para dormir. Para los niños de la misma edad, o que deberían tener la misma hora de dormir, una habitación verdaderamente oscura y el mínimo de distracciones puede ayudar.

2 – El espacio personal

Mientras algunos niños les gusta dividir el espacio, otros no siempre quieren compartir todas sus cosas. Así que cuando no hay puertas para definir el espacio y la posesión de los objetos definidos, las cosas pueden ser complicadas.

La solución: Cada niño debe tener un poco de espacio propio dentro de su habitación. Esto puede ser algo pequeño como un estante o cajón, o bien algo grande como separación de espacio físico y mesillas. Acuerda que una de las mayores áreas privadas es la cama de un niño.

3 – Conflicto

Mientras los conflictos sobre la división de juguetes y ropa va a suceder con cualquier hermano, la proximidad forzada de un dormitorio hace que este conflicto sea aún más común. Muchos de los conflictos giran en torno a la invasión al espacio personal de cada niño, incluso en un intercambio o tomando algo prestado.

La solución: Defina las reglas y las consecuencias para romper estos acontecimientos tan pronto como sea posible.

5 – Transición

Si sus hijos nunca han dividido una habitación desde la infancia, la unión de dos niños en una habitación puede ser un desafío.

La solución: esclarezca siempre los motivos de esa decisión con sinceridad y mostrando-les la realidad. Puede parecer que no, pero los niños tienen gran poder de entender hasta los asuntos más delicados con un buen dialogo verdadero.

Independencia: 6 habilidades que todo niño debe aprender

La independencia debe llegar para todos los niños y los padres deben aprovechar ese momento para enseñar valores, habilidades y todo lo que es necesario para que sean adultos bien preparados. nina

1 – Primeros auxilios básicos

Los niños viven golpeando, tropezando, cayendo del colchón y por veces hasta de superficies más altas. Lo que preocupa es que no siempre un responsable estará al lado para ayudarlo, es importante que ellos sepan qué hacer si por casualidad lo necesitan.

Es bueno que el sepa identificar si es grave (mucha sangre, muy grave) y cómo cuidar de eso (poco sangre, lavar con agua y jabón, mucha sangre, estropear con tejido y correr a la madre / padre / adulto responsable).

2 – Saber lo que es el dinero y como utilizarlo

Enseñe a su hijo lo que es dinero, para qué sirve y por qué es importante guardar. Enseñar a su hijo sobre cómo manejar el dinero, le ayudará a ser un adulto sin problemas financieros, independientemente de cuánto dinero gana.

3 – Cuidar la ropa

Cuando el niño pasa a tener curiosidad sobre la ropa y el armario (alrededor de 12 o 18 meses) ya puedes conversar con el sobre el porqué de cada una de las ropas estar doblada y guardada de esa forma, en ese cajón o armario. Porque los zapatos y la ropa se guardan separados, porque algunas piezas van en la percha y otras no y también, enséñeles sobre lavar la ropa.

A los 4 años, usted ya puede enseñarle sobre separar la ropa sucia de la limpia y donde la sucia debe ir, pida su ayuda para poner ropa en la máquina y explicar por qué.

A medida que crece, enséñele sobre las funciones de la lavadora y a partir de 4 años, llévelo para lavar la ropa contigo. Ofrezca un cubo con jabón y coloque algunas medias o pañales de tela simple para que él aprenda a frotar, enjuagarse, torcer y extender. Para él será un juego delicioso y al mismo tiempo, él estará aprendiendo a volverse en la vida adulta, sin necesidad de recurrir a la madre o alguien que cuide de sus ropas.

4 – Hacer pequeñas reparaciones

No importa si tienes hijos hombres o mujeres, todos necesitan aprender a cambiar una lámpara, lavar un vaso, identificar un destornillador y donde cada una necesita ser usada.

Ellos necesitan saber usar una tijera para cortar un filo, usar cinta adhesiva para remendar cualquier cosa provisionalmente, coser un pequeño rasgón en una ropa, cojín del colchón, o clavar un botón.

Obviamente, cada una de estas lecciones debe ser hecha con seguridad y en la edad apropiada, antes de los 5 años todo lo que usted puede ofrecer es dejarle observar, hablar de lo que está haciendo y responder a todas las preguntas que tiene.

A los 7 años ya puedes dejarlo probar usando el destornillador (bajo un supervisor, claro) y también puedes enseñarle a cocer, dando los primeros puntitos con línea y aguja. La seguridad viene siempre en primer lugar pero, necesitas dejarlo experimentar, intentar solo, tener las propias dudas y constataciones.

5 – Sobrevivir “entre las personas”

Decir “por favor”, “obligada”, buen día “,” buenas noches “y” excusa “está más allá de ser educado o no, es una cuestión de supervivencia social. Enseñe a sus hijos que estas palabras son mágicas y esenciales, pero también enseña sobre no hablar con extraños, no aceptar regalos, dulces o cualquier otra cosa de personas que no conocen. ¡Enséñeles a decir “socorro” también!

6 – Organizar el tiempo

Desde muy temprano, establezca una rutina con los niños. A medida que vayan creciendo y comprendiendo las marcas de tiempo, vaya enseñando sobre organizarse para conseguir hacer todo lo que necesita dentro del tiempo disponible.

Cómo decorar un dormitorio para niño y niña

Muchas madres quedan sin saber lo que hacer en la decoración del dormitorio compartido entre una niña y un niño.  Pero distinto de lo que pensamos no es tan difícil así crear un ambiente para sus hijos e hijas convivir juntos (y quien sabe sin peleas). d1

Aquí van algunas ideas para tornar ese proceso mucho más simple:

Ventanas

Para quien tiene dos ventanas en la misma habitación, una buena oportunidad para separar el rincón de cada hijo puede usando colores diferentes en las cortinas, paredes y edredones.

 Adhesivos

Dividir el ambiente en color “de niño” y “de niña” es una buena estrategia para complacer a todos. Aquí se ve el adhesivo de pared hace la diferencia para dejar la habitación más alegre.

Divisoria

Además de usar colores diferentes en la pared, cojines, sábanas y accesorios, el proyecto puede contemplar una cortina verde que ayuda a separar el ambiente y dar más privacidad.

Cómics

Puedes bromear e crear diversos tipos de situaciones con adhesivos de vinilo para pared. Incluso con los cómics favoritos de cada uno.

Detalles

Colocar una estantería entre las camas puede ser legal para “separar” el ambiente, además de usar las iniciales de los nombres en las paredes.

Decoración más neutra

Para quien quiera algo delicado y simple, también se puede hacer una decoración con colores más neutros y sólo algunos detalles para diferenciar “niño” y “niña”. En ese caso cada niño puede tener su foto en la pared o simplemente detalles en la cama europea 1 plaza que diferencien los dos (como peluches, sabanas, entre otros).

Colorido

No siempre la niña necesita ser rosa y niño azul. Colores como el amarillo dejan la habitación más alegre y pueden ser combinados en alfombra, ropas de cama, entre otros detalles fácilmente. Una opción sería combinar amarillo y verde en la pared, la cama y los detalles.

Muebles neutros

En esta sugerencia porque los muebles son claros y neutros. Una cama europea 1 plaza de cada lado, sin cabecera es una buena opción. Además, los colores rosa y azul pueden ser utilizados en detalles, pero de maneras más sutiles, como en degradado y tonos pastel.

Niños: la importancia del contacto con la naturaleza

Las familias que viven en los grandes centros urbanos, pueden privar los niños al contacto con la naturaleza, lo que puede afectar su desarrollo.

Tecnología, vídeo juegos, tablets, smartphones con vídeos y los dibujos animados en el televisor, pueden mantener la atención de los niños por la intensidad de los colores, sin embargo no traen la misma interacción y aprendizaje que el contacto con la naturaleza.

Empezar el cuanto antes

Sea en coches, sling o cuando empiece a dar los primeros pasos, el contacto con la naturaleza por medio de paseos en parques, por ejemplo, debe empezar el más temprano posible. https://encrypted-tbn0.gstatic.com/images?q=tbn:ANd9GcRAYCDXml7KdLJYzg0LzgNQbc3DdtQRzd1-RnOCEqUCYZGCd80U

Para tener una idea de su importancia, muchos artistas y personas creativas revelan que buscan la inspiración en olores y el contacto con la naturaleza, algo que incluso puedes remeter a su infancia.

Entre los beneficios del contacto con el verde está la ampliación de las actividades del cerebro, la creación de nuevas redes neuronales y el aumento de las conexiones entre las neuronas.

En contacto con la tierra, los animales, los colores y los sonidos de la naturaleza, aún que sean en sus coches, en brazo, entre otros, estimula que los niños desarrollen mejor sus cinco sentidos y descubran cosas nuevas.

Esto se debe a que el niño se apropia de la sensación de estar en contacto con la naturaleza y conduce a la experiencia. Para ellos, los beneficios van más allá de la salud mental, ya que se mueve en el suelo, por ejemplo, fortalece el sistema inmunológico y estimula la independencia.

Para los expertos, el contacto con algunos microorganismos es importante porque enseña al sistema inmunitario, todavía en desarrollo, a funcionar correctamente. Esto crea anticuerpos y mejora la resistencia. Además, el organismo es capaz de hacer frente a gérmenes, bacterias y microorganismos presentes en el medio ambiente.

5 consejos para estimular la lectura en niños

¿Cómo convencer los pequeños a dejar los juegos y la televisión para en cambio abrir un libro? A pesar de que la lectura es una actividad divertida y puede ayudar a adultos y niños a crear lazos emocionales, a menudo es difícil crear ese hábito.

Por lo tanto, reunimos algunos consejos sobre cómo estimular la lectura infantil

1. Ser ejemplo  https://bibliopedagogia.files.wordpress.com/2015/01/crianc3a7as-lendo.jpg

Aunque un consenso decir que es importante leer, muchos adultos no tienen ese hábito. Como la lectura es un acto cultural es importante que los adultos desarrollen este hábito para el niño también aprender a desarrollar.

2. Apaga el televisor

El problema es que con el aparato conectado es difícil leer. El televisor también crea un espacio vacío físico y psíquico para la lectura. Especialmente si el adulto también lee en ese momento.

3. Crear un momento de la lectura

Utilizar el tiempo en familia para actualizar la lectura. Los padres con sus libros, los niños con los de ellos y hablar sobre el tema. Además de ser importante ser un ejemplo, es para mostrar al niño lo que está leyendo.

Incluso se puede pensar en una especie de club de lectura, donde se elige un título para compartir impresiones del mismo más tarde. No tenga miedo de decir que no te gusta un libro y las razones para ello. De este modo, el niño puede entender que hay diferentes tipos de obras y que es posible dejar una de lado y empezar otra.

4. Ofrecezca diferentes tipos de texto infaltil

También es bueno ofrecer diferentes tipos de texto. Dejar que los niños lean contenidos dirigidos a diferentes grupos de edad, cierta incertidumbre. Sin embargo, es importante dejar que los niños disfruten de textos infantiles mismo que no sean para su edad. El aprendizaje se estimula por desafios.

5. Respetar los gustos del lector

Especialmente entre los niños de mayor edad, los padres pueden tener precauciones con los gustos literarios, que tienden a estar interesados ​​en un solo género. Animar a la lectura de estos títulos, pero también tratar de ofrecer otras opciones. Puedes investigar los intereses del niño, buscar libros e indicar obras sobre esos temas.

Niños con Síndrome de Down: beneficios del deporte

Además de mejorar la calidad el bienestar de los niños y traer múltiples beneficios para la salud a corto y largo plazo, la actividad física es una herramienta contra la obesidad infantil cada vez más frecuente y que preocupa a tantas familias.

https://br.guiainfantil.com/uploads/Saude/benefcios-do-esporte-para-crianas-sndrome-down_A.jpgCuando hablamos de niños con síndrome de Down, la importancia del deporte se multiplica.

Los niños que practican deportes, además de obtener as ventajas físicas proporcionadas por la actividad, también ganan beneficios psicológicos y sociales muy importantes para su vida.

Debido a su resistencia cardiaca y respiratoria por veces más débil que los demás,  las prácticas deportivas cortas o con periodos de descanso, favorecen el interés y atención del niño, sin perjudicar su salud o desmotivar.

Sin embargo es muy importante respetar los deseos del niño. Todo empieza con la percepción de los padres a la disposición de sus hijos para determinadas actividades, como la natación, las bicicletas infantiles, los deportes en grupo, entre otros.

Beneficios  del deporte para los niños con síndrome de Down

1. Ayuda a su hijo a sentirse parte de un grupo y enseña sobre el trabajo en equipo, fomentando la importancia del compañerismo y las relaciones personales.

2. Permite que el niño descubra sus propias habilidades y ayuda a expresar sus emociones con el grupo, lo que favorece el control emocional: desde el deseo por el trabajo bien hecho,  la recompensa de los grandes esfuerzos o incluso el necesario manejo de la frustración.

3. Los niños toman más conocimiento de sus dificultades y todo lo que puede hacer para superarlas, mejorando así su autoestima.

4. Adquieren mayor autonomía y mejoran su estado de ánimo.

5. Aprenden a respetar las reglas del juego y también las de la sociedad.

6. Ayuda a eliminar el estrés, lo que favorece su estado de ánimo y trae mayor bienestar.

7. Mejora su estado general, así como su forma física.

8. Previene la obesidad.

9. Aumenta su resistencia respiratoria, mejorando así todo el aparato respiratorio.

10. Reduce el riesgo de enfermedades del corazón, así como alteraciones en la frecuencia cardíaca.

11. Baja la presión arterial.

12. Reduce el colesterol ‘malo’ y los triglicéridos.

Habilidades que mejoran 

El deporte es muy importante en los niños, pero más aún en el caso de los niños con síndrome de Down, ya que ayuda a mejorar la postura del cuerpo y ayuda a desarrollar una mejor orientación espacial, equilibrio y flexibilidad.

El deporte ayuda a mejorar las habilidades en la coordinación, especialmente cuando se elige deportes como el ciclismo en bicicletas infantiles, corridas, entre otros.

Por otra parte, en el caso de los niños con síndrome de Down, la ayuda va mucho más allá de traer más fuerza y ​​tono muscular. En esos casos el deporte trae inclusión, sociabilidad y aprendizajes en grupo que contribuyen para la autonomía y superación de limites.

 

Cómo lograr que su hijo duerma solo

El miedo es un sentimiento intrínseco para el ser humano, tales como alegría o decepción, así que es normal que todas las personas sientan miedo. En los niños el miedo es parte del aprendizaje, y también una parte importante de su desarrollo. http://www.tribunadabahia.com.br/upload/images/2013-07-24/20130724111003_crianca-dormindo-460-sxc.jpg

Si durante la noche el miedo se apodera de su hijo es posible enseñarlo a lidiar con ese sentimiento y prepararlo para el futuro de forma lúdica y sin traumas.

Si su hijo tiene miedo de ir a dormir solo, estos consejos simples pueden ayudarlo:

1. Hablar con su hijo: escucharlo y darle seguridad

La comprensión del origen de los miedos de los niños es esencial para ayudar a desmitificar los miedos reales: si su hijo tiene miedo a los perros, muestre videos de que juegan con sus dueños, juegue con ella y un perro tranquilo.

A veces este miedo es el resultado de lo desconocido y cuanto más familiarizado con el objeto de temor, más el sentimiento va disminuyendo. Tranquiliza el niño siempre que tiene miedo y fortalece el sentido de la idea de seguridad cada vez que lo necesite.

Hable con su hijo acerca de sus temores durante el día. Ayudará a construir su confianza en la luz del día, que es la mitad del camino para que se sienta más seguro en la noche. Y un niño seguro, se convertirá sin duda en una persona más autónoma.

2. Sea creativo, utilizar técnicas adaptadas a la edad de su hijo

Para combatir los temores imaginarios, como monstruos, extraterrestres y otras criaturas que inexplicablemente pueden “habitar” los dormitorios infantiles, sea creativo.

Las mascotas son también grandes guardianes de los sueños y de la niñez. Incluso un acuario con peces introducidos en los dormitorios infantiles pueden ayudar a controlar y dominar su espacio contra los seres imaginarios.

3. Evite televisión en la noche

Aún que muchos padres controlen con éxito los programas que sus hijos ven en la televisión, es mejor dejar esa diversión para las horas del día. En la noche hasta cosas inofensivas pueden traer recuerdos asustadores para su hijo en la hora de dormir.

4. Decoración siempre alegre

Colores, ambiente acogedor y alegre son ítems indispensables en los dormitorios infantiles. Eso transmite felicidad y este sentimiento quedara guardado en la memoria de su hijo, que en la noche se sentirá más confortable en dormir solo.

Cómo elegir el perfecto coche de bebé

En el momento de la compra, numerosas son las opciones para coches de bebé. Si tiene dudas acerca de cómo elegir la mejor opción, echa un vistazo a los siguientes consejos:

Frenos, cerraduras y piezas metálicas: compruebe los elementos de seguridad  http://www.horadopasseio.com.br/media/1c8c0e232d5f417cb928c7c169123e82/0C/mamae-olhando-seu-bebe-dentro-do-carrinho-de-passeio-foto-serge-blackshutterstockcom-0000000000000253.jpg

El cinturón de seguridad es un elemento obligatorio en coches. Prestar mucha atención a la herramienta de manipulación, ya que no todos los coches son fáciles de manejar. Frenos de la rueda trasera y bloqueos en las ruedas delanteras giratorias son ideales.

No se olvide de comprobar si el techo está protegido contra el sol, ya que el ideal es que proteja bien la piel del bebé sol. Incluso, las piezas de metal cuando se exponen en contacto con el sol pueden causar quemaduras en la piel.

De acuerdo con la edad del bebé

Los bebés de hasta tres meses duermen mucho y necesitan un carro cómodo, preferiblemente con tres o más posiciones ajustables. A partir de certa edad, la silla de paseo puede ser parte de la vida diaria del bebé.

Coches de tres ruedas

Coches de tres ruedas fueron diseñados para los padres que están hacen actividades físicas como la caminata y el cooper, mientras empujan a sus bebés. Las ruedas son más anchas, lo que reduce el impacto y tienen manija de control de freno.

Para ejecutar ese tipo de actividad física con el bebé, es recomendable que el niño debe tenga más de 6 meses, siempre comprobando la calidad y comprobando que el cinturón de seguridad esté bien abrochado.

Espacio

En todos los modelos, es importante comprobar si hay espacio en la base para bolsos y otros accesorios, con fácil acceso para no despertar al bebé si necesita algo o guardar utensilios cuando el niño está dormido.

¿Hasta qué edad un niño puede montar en el carrito de niños?

No hay reglas y cada madre sabe lo que es mejor para su bebé. Aunque la mayoría de las coches de paseo sea para niños de hasta 3 años. En caminos más largos y exhaustivos, como en centros comerciales, el coche puede ser útil hasta los 5 años. En los paseos más cortos, por encima de 3 años, el coche no tiene ninguna necesidad.