La importancia de la neonatología

neonatologiaHay un profesional responsable del cuidado del bebé en el primer mes de vida: el pediatra neonatal. Especializado en el tiempo que comprende hasta 28 días de vida, es un médico que generalmente trabaja en la UTI Neonatal para el cuidado de bebés prematuros o con disfunciones, por lo que su presencia es muy importante.

El neonatólogo es el profesional que tiene una formación específica en los bebés con disfunciones que requieren cuidados especializados intensivos, como los prematuros. El primer minuto de vida es muy importante, pues el bebé puede tener secuelas para el resto de la vida si no recibe los cuidados necesarios.

Entre el primer y el quinto minuto de vida, el bebé recibe una nota que va de cero a diez con relación a parámetros en la intensidad de los latidos cardíacos, el tono muscular y la respiración. Si esta nota por debajo de 7, pueden surgir complicaciones.

El neonatólogo también es importante antes del nacimiento del bebé. El profesional conversará sobre las dudas que tiene toda madre primeriza, como por ejemplo: cómo debe hacer que el bebé gane peso, cómo y cuándo amamantar, los exámenes necesarios, entre otros. El recién nacido también hace una consulta en la primera semana de vida.

Prematuridad

Cuando un bebé nace antes de 37 semanas es prematuro y puede tener un mayor retraso en el desarrollo. Si es necesario ingresar en la UTI, el responsable de ser el neonatólogo. El tratamiento también ocurre en caso de fetos involucrando también fisioterapeutas, enfermeros y oftalmólogos.

En ese momento, el profesional también ayudará los padres a conocer la situación de prematuridad. Es posible que, al principio, ellos tengan miedo de acariciar, pues los bebés parecen muy frágiles debido a su pequeño tamaño.

Sin embargo, es muy importante que se establezca lo más precozmente posible un vínculo físico entre los padres y el bebé. Hablar y tocar al bebé facilita el desarrollo y ayuda a los padres a establecer vínculos afectivos. Dependiendo de las condiciones de salud, podrá alimentar, limpiar y cuidar al bebé.

Causas y cuidados de un bebé prematuro

La mayoría de los padres y madres tienen nueve meses para prepararse para la llegada del nuevo bebé. Pero ¿qué pasa cuando el bebé se adelanta y es prematuro? esto puede causar mucho temor en los familiares y los nuevos padres. Muchas dudas surgen en el momento, siendo una de las más importantes el cómo será su desarrollo.

Existen muchas creencias que aseguran que un bebé prematuro tendrá muchos más problemas en el futuro que los niños que han completado el periodo esperado de gestación. Pero lo cierto es que siempre que se lleve un adecuado monitoreo de su desarrollo, debería tener la misma vida que cualquier otro niño.

bebe_prematuroSegún la definición de la Organización Mundial de Salud, un bebé prematuro es que el nace antes o durante la semana 37 de gestación, como no han completado las 40 semanas recomendadas, se les hace permanecer el tiempo restante dentro de una incubadora, mientras sus órganos terminan de desarrollarse. 15 millones de niños nacen al año de manera prematura en todo el mundo, lo que corresponde entre un 8 y 15% de todos los nacimientos.

Y ahora usted se estará preguntando cómo lucen, pues bien un bebé prematuro al momento de nacer no pesa más allá de 2,5 kg. Luce una piel transparente, tiene baja temperatura corporal, frecuencia respiratoria rápida, entre otras características.

También la OMS asegura que la mayoría de los partos prematuros ocurren de manera espontánea, es decir no hay razones evidentes. El resto ocurren de manera inducida, es decir que hay razones clínicas por las que el médico considera que el bebé debe salir del útero de su madre, para estos casos se utiliza una inducción precoz del parto, o bien una cesárea.

Principales causas

Entre otras causas del parto prematuro están:

– Anomalías en el embarazo como eclampsia y preeclampsia
– Haber sufrido partos prematuros en embarazos anteriores
– Alteraciones en el útero como desprendimiento de placenta
– La edad de la madre, los casos aumentan en mujeres menores de 17 años y mayores de 35
– Exceso de ejercicio físico
– Embarazos múltiples
– Malformaciones en el feto de tipo cardiacas o cromosómicas
– Infecciones intrauterinas
– Estrés

Si bien se pueden producir una serie de problemas como complicaciones respiratorias, infecciones o problemas nutritivos, problemas metabólicos, y que pueden sonar graves y generar angustia en los padres, la evolución de los prematuros es sinceramente muy positiva, en comparación a un bebé nacido en condiciones naturales.

Cómo cuidar a un bebé prematuro

cuidar_bebéprematuroEl bebé que nació prematuramente se ve más indefenso que los demás, y eso es porque nació antes de la semana 37 de embarazo. Es importante que luego de salir de la clínica se trate al bebé de manera normal sin obsesionarse con su estado, pero aun así debe estar consciente de que deberá tener cuidados especiales durante sus dos primeros años de vida, pues su desarrollo será distinto que los otros bebés. Es por ello que debe vigilar su crecimiento muy de cerca, y no olvidar que el pediatra será su mejor aliado en este proceso.

Debido a las sondas que tuvo el bebé durante su estancia en el hospital, podría tener ciertas cicatrices durante los primeros días; no obstante irán desapareciendo con el tiempo a medida que su piel madure.

Atenciones especiales

Cuando llegue a casa debe procurar tener ciertos cuidados, como por ejemplo:

-Al momento de llegar el bebé estará muy cansado, y podrá notarlo porque pasará el día llorando, dormido, o ambas. Además puede tener movimientos bruscos o parecer que está sobresaltado, pero no debe asustarse mucho pues es un efecto que irá desapareciendo con el tiempo conforme va madurando.

-Debe mantenerlo en un ambiente tranquilo, sin ruido, y alejándolo de la luz directa.

-Es probable que no llore cuando tenga hambre, debido a que su sistema nervioso es inmaduro aún y no podrá reaccionar, es por ello que tardará más tiempo en alimentarse. Asimismo le costará mantener la cabeza firme al mamar, por lo que la madre debe ayudarle a sujetar porque tendrá muy pocas fuerzas para hacerlo.

Conforme pase el tiempo puede que aún le cueste alimentarse, por lo que al comenzar con la mamadera deberá comprar una especial que cuente con un chupón más blando para que tenga que hacer un menor esfuerzo al succionar.

 

Conozca los cuidados que debe tener con un bebé prematuro

bebe_prematuroSi bien el nacimiento prematuro de un bebé es imposible de pronosticar, cuando una madre se ve enfrentada a esta situación se siente muy asustada e intranquila, especialmente porque debe tener muchos más cuidados que con un niño nacido a término.

Es preciso mencionar que si un niño prematuro es dado de alta, es porque ya ha salido del peligro, por lo que ya no precisa de oxígeno, es capaz de deglutir y succionar bien, mantiene una temperatura estable, además de que ya no necesita ser tratado contra las apneas.

Algunos consejos

Cuando el niño ya se encuentre en casa, lo más recomendable es hacer caso a todas las indicaciones de su médico, así como también debe tomar en cuenta los siguientes consejos:

1° Prohiba que las personas fumen cerca del bebé, asimismo debe alejarlo de ambientes contaminados.

2° Lávese las manos antes de tocar al niño

3° Evite llevarlo a lugares cerrados que tengan mucha gente, como por ejemplo al transporte público, salas cunas o a supermercados.

4° Aléjelo de personas que tengan fiebre

5° Bote los pañuelos de papel luego de su uso

6° No deje que el niño toque juguetes que hayan estado en contacto con niños enfermos.

7° Lave perfectamente los platos con agua caliente.

Por lo general los bebés con esta condición no suelen recaer, no obstante debe estar siempre atenta en caso de que sufra cambios en su comportamiento, y de ser así debe acudir con él inmediatamente al médico pediatra para que lo revise. Algunos de los síntomas que son alarmantes pueden ser:

-Si el niño tose con mucha frecuencia, o si vomita o regurgita en muchas ocasiones.

-Si tiene muchas deposiciones líquidas

-Si percibe que le cuesta respirar, o lo hace rápidamente, con visibles movimientos del tórax

-Si el niño está irritable, llora mucho, duerme más de lo normal, o si no come bien.

Cómo cuidar en casa a un bebé prematuro

bebe_prematuroNo es el panorama ideal, pero entre el 5 y 10 por ciento de los embarazos culminan en parto prematuro. Las razones por las que una mujer debe enfrentar un parto prematuro son variadas, puede deberse a problemas anteriores con alguna enfermedad o a alguna eventualidad ocurrida durante el periodo de gestación.

Lo cierto es que mientras menos semanas de gestación tenga el bebé, más probabilidades hay de que éste tenga dificultades, ya sea para sobrevivir o para terminar de madurar sus órganos. Lo único claro es que deberán pasar sus primeras semanas, algunos sus primeros meses, en la clínica para monitorear su normal desarrollo.

Y una vez en casa, los padres deben estar bien educados respecto de los cuidados que necesita un bebé prematuro. A continuación te damos algunos consejos proporcionados por Mi bebé y yo:

Temperatura: La temperatura ideal para la habitación del bebé es de entre los 20 y 24 grados, ésta se debe mantener y no se le debe exponer a cambios bruscos de temperatura.

Salidas: en este punto hay que ser muy cauteloso, se requiere de un tiempo para que el bebé prematuro se acostumbre a su nuevo ambiente, tal vez un poco más del que necesitan los bebés de parto normal. Para sacar al pequeño al exterior hay que estar seguros que crece con normalidad y para ello se necesita la autorización de su médico.

Tabaco: el humo del tabaco es dañino para todo recién nacido, pero en el caso del bebé prematuro esta indicación es aún más relevante ya que sus pulmones son más débiles que los de un bebé normal.

Nutrición: los requerimientos alimenticios de un bebé prematuro son más complejos que los de un bebé nacido bajo circunstancias normales, necesitan de nutrientes específicos. La leche materna es la ideal para ellos, pero si ésta escasea se debe complementar con fórmulas específicas autorizadas por su médico.

 

Describamos el aspecto físico de un bebé prematuro

Es posible observar cómo muchos embarazos no terminan el ciclo de las 40 semanas como corresponden y muchos culminan, trayendo al mundo un bebé prematuro que requiere de los cuidados especiales que en todo centro de salud deben aplicar obligatoriamente. Algo tan complejo como conservar la vida de esta pequeña criatura, es la preocupación que tienen los padres por la delicada situación que está viviendo su hijo.

clinica_alemana_bebe_prematuroLa imagen de un bebé nacido en forma prematura es muy distinta del que nació en el momento adecuado, es posible notar sus grandes diferencias en el tamaño del lactante, en el color de su piel, su posturas, sus articulaciones y músculos. Este aspecto físico, marca un antes y un después en la vida de sus padres, dado el cuidado especial que debe recibir y las probabilidades de salir airoso de dicho inconveniente tan importante.

Diferencias físicas

Un bebé prematuro, posee una piel muy fina en la cual es posible observar sus venas más finas en formas de red y color, tiene un aspecto más rosa. Algunos, generalmente, posee un vello muy fino por todo el cuerpo, debido a la falta de grasa corporal, sin embargo hay otros bebés que no poseen nada de pelo. Otra diferencia palpable, es el tamaño de sus uñas, las cuales son muy diminutas.

Además de lo anterior, las niñas suelen mostrar sus genitales muy distintos, debido a que los labios no terminaron de desarrollarse como corresponde. Y en los niños, sus testículos no han bajado hasta el escroto. También la cabeza del lactante es distinta, se nota mucho más grande que el cuerpo y suele verse como aplastada en los lados, sumado a otras diferencias que presentan en toda su figura en comparación a los bebés nacido terminado su ciclo de manera correcta.

La visión de un bebé prematuro

Cuando un bebé nace antes del periodo requerido de gestación es normal que algunas de sus funciones no hayan terminado de desarrollarse. Así como presentan algunas características físicas que los diferencian, otros aspectos, como la visión presentan algunos problemas.

La visión es parte de un proceso neurológico que se relaciona con otras capacidades como el lenguaje, la audición, coordinación motora y el equilibrio. Recién en la semana 40 la visión está completamente desarrollada siendo capaz de hacer seguimiento y fijación de la mirada, antes de ese tiempo el órgano aún se encuentra en desarrollo.

Para desarrollar esta capacidad en los bebés prematuros existe un ejercicio muy sencillo: ponerse cara a cara con su bebé en una ubicación tal que le permita a él observar su cara iluminada y clara, una vez que él fije su mirada en su rostro mueva lentamente la cabeza para que él la siga con la mirada.

Este es un excelente ejercicio que puede repetir cuando juegue con su pequeño, pero los movimientos deben ser suaves y lentos. Además, para hacer este ejercicio, asegúrese que el pequeño tenga su cabeza firme porque si le cuesta mantenerla estará realizando un doble esfuerzo, por un lado el de fijar su mirada y por otro el mantener su cabeza firme.