6 consejos para el buen cuidado del bebé

consejos_cuidadobebéPor lo general cuando una mujer está embarazada tiende a tener miedo porque no sabe cómo cuidar apropiadamente a un bebé, no obstante es importante que al momento de dar a luz se pida ayuda al personal de neonatología del centro de salud donde ocurre el parto, pues las enfermeras son las más indicadas para ayudar a las mujeres, sobre todo cuando son primerizas, tienen bebés con mayores complicaciones, o inclusive si tienen un embarazo múltiple.

Pero antes de que ocurra todo el parto, es importante que tengas ciertas nociones de cómo cuidar apropiadamente a tu bebé, por lo que debes continuar leyendo para que sientas que no vas tan “a ciegas” en el camino de la maternidad.

Aspectos a tener en cuenta

1- En primer lugar debes hacer el máximo esfuerzo por darle pecho al bebé, porque eso hará que se refuerce su sistema inmunológico y por ende que tenga mayores defensas para su vida.

2- Considera que su estómago es pequeño, por lo que debes darle poca cantidad de leche a intervalos cortos para que pueda aguantar bien.

3- No te preocupes si regurgita porque es perfectamente normal, pues el bebé no sabe alimentarse bien y tiende a tragar mucho aire que al expulsarlo arrastra la leche.

4- En el caso de que bote leche muy seguido, lo mejor es levantarlo lo más posible al momento de amamantarlo, elevando la parte superior del colchón unos centímetros.

5- Evita comer repollo, alcachofas y espárragos porque eso hará que la leche adquiera un sabor amargo, lo que no le gustará al bebé haciendo que la rechace.

6- No utilices colonia en el bebé recién nacido porque puede resecar su piel, en su lugar usa un jabón especial, o bien ponle talco en el cuello y las axilas. En el caso de que su piel tenga un aspecto muy reseco, el aceite corporal es la mejor opción, porque no lo dañará.

Cómo cuidar a mi hijo con varicela

hijo_varicelaEs muy frecuente que los niños pequeños adquieran enfermedades, debido a que su sistema inmune aún se encuentra en formación, y una de las más comunes resulta ser la varicela o peste cristal como es más conocida. Se caracteriza por provocar malestar general y una sensación de decaimiento, las que van acompañados por lesiones que contienen un líquido blanquecino en su interior, y posteriormente se transforman en costras que se esparcen a lo largo de todo el cuerpo.

La forma de contagio suele ser estar con una persona infectada y estar en contacto con la inhalación de gotas que se emiten al estornudar, toser o hablar; así como también al tocar las lesiones por lo que se debe evitar el trato directo con los contagiados.

Es importante mencionar que el tiempo de contagio suele extenderse entre 6 a 7 días, por lo que luego de acudir al área de pediatría de un centro de salud, es recomendable que el niño no acuda al jardín infantil o al colegio durante esa temporada  para evitar contagiar a sus compañeros.

Para proteger a los hermanos o integrantes de la familia que vivan con el niño, es recomendable que se les separe de la habitación y evitar que compartan espacios muy cerrados, porque por lo general el segundo contagiado suele tener mayores complicaciones  que el primero.

Formas de cuidado

Cuando el niño tiene varicela es efectivo que se le trate con paracetamol, especialmente para combatir la fiebre que se presenta cuando la enfermedad está en la fase intermedia.

En el caso de la picazón es muy útil el uso de antihistamínicos y baños de agua fría. Está totalmente contraindicado el uso de talco o cualquier tipo de crema porque aumenta seriamente el riesgo de sobreinfección.

La higiene es muy importante al estar infectado, por lo que debe preocuparse constantemente de:

-Lavar las manos del niño

-Mantener las uñas limpias y cortas

-Taparse la boca al estornudar o toser y volver a lavarse las manos

-Evitar el contacto con mujeres embarazadas y personas de la tercera edad