Consejos para el cuidado del recién nacido

consejos_cuidadoCuando llegamos a casa con el niño recién nacido, existen muchos miedos de los padres especialmente cuando empiezan a llorar, porque es casi imposible detectar el motivo. Y es que el cuidado de un bebé es bastante difícil, es un trabajo que requiere tiempo, dedicación  y varias noches sin dormir.

Algunos cuidados básicos son fundamentales, como el corte de uñas, limpiar sus ojos, cuándo cortarle el pelo, etc. Son temas que no maneja una pareja, sobre todo si es el primer bebé de la familia.

Algunas consideraciones

A continuación les contaremos cómo enfrentar este momento, que por más difícil que parezca, en el paso del tiempo se transformará en bellos recuerdos.

1° Las uñas del bebé son muy delgadas, pero aún así no significa que deba evitar cortarlas, especialmente cuando estén tan largas que comiencen a provocar rasguños, y no existe una edad mínima o un tiempo determinado para hacerlo.

Debe cortarle las uñas cuando el bebé esté durmiendo o en un momento cuando se encuentre tranquilo, y procure que sea con tijeras de punta redonda.

2° Problemas en los ojos como la presencia de legañas son algo muy habitual, por lo que debes tomar una gasa y humedecerla con un poco de suero, limpiando de adentro hacia afuera una sola vez, e ir constantemente botando a la basura los que ocupes.

3° Al momento de lavar la ropa del bebé, será preciso que tomes muchos cuidados porque la piel de los niños recién nacidos es muy delicada, por lo que es muy fácil que con el roce de la ropa se irriten. Es por esta razón que lo más recomendable es lavar su ropa por separado, para asegurarnos que se limpie bien; además no debes usar suavizante ya que causa muchas reacciones alérgicas.

4° El pelo también es un aspecto a considerar, pues que el bebé tenga un corte de pelo es solo estética, pues durante los primeros meses suele caerse, y luego de seis meses sale uno nuevo; por lo que el cortarle el pelo no hará que salga más fuerte sino que solo servirá para que el niño tenga una apariencia más limpia.